cortinacintas de algodón

De nuevo fijando tu atención en un elemento tan sencillo como versátil. Comprueba con estas 3 características de cintas de algodón para cortinas todos los usos que vas a poder darles. Como siempre, apuesta por la calidad y los beneficios se multiplicarán.

Mejor cintas de algodón que de otros materiales, al menos para determinadas aplicaciones. Algunos ejemplos son claros, si quieres usarlas para el dobladillo de tus cortinas o estores, para hacer las asas de un bolso o si las necesitas para empaquetar. Te explicamos por qué.

1.La mayor resistencia de las cintas de algodón

El algodón es una fibra natural que se caracteriza por su durabilidad. No tienes más que pensar que está omnipresente en el mundo de los textiles para la decoración del hogar. Colchas, cojines y, ¡cómo no! estores o cortinas.

Por eso es fácil entender que las cintas de algodón sean las más adecuadas si las necesitas para poner un ribete o rematar el bies de tus cortinas. Además, como su proceso de teñido es muy sencillo, se pueden ofrecer en un amplísimo abanico de colores. Así es imposible que no encuentres un modelo que encaje con tus necesidades.

2.Un sencillo mantenimiento

Otra característica de las cintas de algodón que no te dejará indiferente tiene que ver con su mantenimiento. Y, en dos sentidos. Por una parte, porque puedes meterlas en la lavadora, en un programa de agua fría o máximo 30 grados y salen impecables. Eso sí, evita el centrifugado porque puede deformarlas. Sin embargo, con la plancha no hay problema, puedes pasarla sin miedo.

Además, no es complicado eliminar las manchas de las cintas de algodón. Mejor que no uses lejía ni frotes para no desgastarlas más de lo necesario. El truco es que actúes con rapidez para que no penetre en profundidad. Cualquier jabón neutro o tu detergente habitual darán buenos resultados si no te demoras en aplicarlos.

3.Las cintas de algodón son muy manejables

Si ya tienes algo de experiencia en esto de coser o hacer alguna manualidad decorativa, sabes lo incómodo que resulta trabajar con materiales demasiado rígidos o que no es fácil manipular. ¡Olvida ese problema si eliges cintas de algodón!

Tan adaptables que ya te hemos indicado que son perfectas no sólo para remates de cortinas, sino también como asas de mochilas o bolsos. Esta aplicación sería imposible si las cintas de algodón no pudieran curvarse.

Pero, en su aplicación en los textiles de tu hogar es igual de necesaria esa moldeabilidad. Imagina que efecto tan antiestético se produciría al colgar tu cortina si se queda tiesa y pierde todo su efecto caída. O en tus estores. Tampoco podrías usarlas para bordear o rematar sillas o cojines, por ponerte otros ejemplos de los evidentes.

Exige estas 3 características de cintas de algodón para cortinas cuando vayas a comprarlas. No pierdas la ocasión de tener siempre un buen surtido en casa. En CINPASA tenemos una sugerente propuesta que te va a encantar.¡Porque tu creatividad puede hacer acto de presencia en cualquier momento!