cortinacintas wave

Hay otras opciones, pero si quieres dejar a todo el mundo impresionado, tienes que probar este estilo, el que proporcionan las cintas Wave. ¿Cuándo es necesaria este tipo de cinta para la cortina? Pues cuando quieres conseguir esas ondas perfectas que son la última tendencia en decoración.

Seguro que has visto estas cortinas con cintas wave en más de una ocasión, en grandes espacios, en salones y oficinas, en hoteles… En tus manos está trasladar ese toque único a tu vivienda. Con la ventaja añadida de que permiten la personalización de las ondas que quieras darle.

El resultado que se obtiene con las cintas wave

Cuando observes una cortina de cerca y te parezca que sus ondas se ha hecho con un tiralíneas por la exactitud de la distancia entre todas ellas, estás ante unas cortinas confeccionadas con cintas wave. El delicado efecto de ola continua se mantiene impecable cuando la extiendes o la cierras sin que tengas que hacer nada.

Una de las razones por la que las cintas wave están de moda en estos tiempos es porque son capaces de armonizar líneas rectas y curvas, con ese equilibrio que tan bien refleja el gusto del estilo moderno. Y por la comodidad. Su sistema de deslizamiento es suave y silencioso.

Con qué tejidos usar cintas wave

Para potenciar su efecto, te recomendamos que utilices este sistema con tejidos lisos que es cuando más evidente es el impacto visual de onda perfecta. También se aprecia si hay un dibujo que se extiende por toda la cortina o con estampados horizontales. En el lado opuesto, están las rayas o diseños verticales que se desdibujan y pueden incluso quedar ocultos con las ondas.

En cuanto a las texturas, elige telas pesadas y con mucha caída. Como es fácil imaginar, las cintas wave no son las que mejor encajan con tejidos vaporosos y ligeros. Aunque, siempre puedes rematar los bajos con pesos de plomo si no quieres renunciar a esa tela que te ha enamorado.

Cómo se usan estas cintas de cortina

Cada fabricante presenta sus propias características y variantes de cintas wave. Básicamente hay dos opciones: las que requieren rieles especiales o las que pueden colgarse en barras decorativas y rieles normales.

Pero, en general se puede decir que el mecanismo consiste en dos cintas unidas entre sí. La que va por la cara más externa es lisa, mientras que la cinta interior lleva un fruncido que te permite jugar con la posibilidad de determinar la dimensión de la onda a tu gusto.

Quédate con el término rapport en la cabeza porque lo vas a encontrar muy relacionado con las cintas wave. No es otra cosa que la medida de repetición de un dibujo en una tela. En el caso de las cortinas con ondas, se refiere a los centímetros de distancia entre las ondas.

Para ti ya no hay secretos sobre las cintas Wave o cuándo es necesaria este tipo de cinta para la cortina. Un resultado impecable y elegante que parece hecho por profesionales. ¡Nunca imaginaste que estaría a tu alcance!